Luis Bravo se reunió en San Fernando con integrantes de un grupo SAT Apícola y también visitó a un destacado emprendedor que produce queso de cabra en Palmilla.

Ulises Arenas contó que desde hace 21 años se dedica a la apicultura. ”Primero fue una opción por necesidad y con el tiempo uno se apasiona. Esto de las abejas es apasionante”, señaló.  Actualmente, en el sector Tinguiririca de San Fernando tiene su empresa apícola familiar “Mieles Vida”. Agregó que exporta el 80 por ciento de su producción de miel (15 mil kilos en un año normal) y el resto la vende en el mercado interno. También ofrece el servicio de polinización “porque no se puede vivir solamente de la miel”.

Este pequeño productor forma parte del programa de INDAP “Sistema de Asesoría Técnica” SAT 3 de Riego, que integran 21 apicultores de diversas comunas de la región y que cuentan con la asesoría de ATM Consultores.

Hasta el sector Tinguiririca llegó el subdirector nacional de INDAP, Luis Bravo, para sostener una reunión con los integrantes de este grupo SAT Apícola, a fin de escuchar sus inquietudes y analizar los desafíos y otros temas del sector. En la actividad participaron también el director regional de INDAP, Juan Carol García, el jefe de la unidad Mercados de INDAP, Martín Barros, el jefe  de la agencia de área de San Fernando, Daniel Bascuñán y representantes de ATM Consultores.

El subdirector Luis Bravo planteó la idea de que este grupo de apicultores pudiera profesionalizar la polinización, considerando que la Región de O’Higgins es una de las principales productoras de fruta y, por lo tanto, requiere de este servicio, ya que para la reproducción vegetal se necesita el traslado del polen desde las partes masculinas de una flor. Esa profesionalización requiere, entre otros aspectos, una certificación de las colmenas.

Por su parte algunos apicultores indicaron que la sequía y el cambio climático “nos tiene en una situación muy compleja. Esta temporada tendremos poca producción de miel”. Añadieron que la polinización requiere el traslado de las colmenas y que el trabajo es pesado, por lo que se requiere mecanizar el sistema, más aún considerando que hay escasez de mano de obra en la apicultura. Calificaron como positiva la reunión, ya que pudieron dar a conocer su realidad, los problemas que enfrentan y ver posibles soluciones.

Sobre la actividad, el subdirector nacional Luis Bravo comentó que “pudimos canalizar con los apicultores un desafío, que es cómo poder hacer crecer su negocio de una manera profesional, en que ellos se puedan desarrollar, con una proyección a futuro que les asegure un mejor camino en su desempeño en el negocio de la apicultura”.

El director regional de INDAP, Juan Carol García, indicó que se está buscando las mejores herramientas y programas para apoyar a este grupo; adelantando que puede ser a través del “Programa de Asociatividad Económica, PAE; o una asesoría especializada; todavía no hay una definición. Estamos trabajando en un programa de corto, mediano y largo plazo”..

El Seremi de Agricultura, Joaquín Arriagada, explicó que el PAE es un instrumento de fomento, que permite el acceso de los actores de la asociatividad económica y grupos productivos a incentivos económicos no reembolsables, destinados a cofinanciar servicios en el ámbito de la gestión empresarial, desarrollo organizacional y asesoría técnica, entre otros.

VISITA A PRODUCTOR DE QUESOS DE CABRA

El subdirector nacional de INDAP, Luis Bravo, visitó también al pequeño productor de queso de cabra, Manuel Lorca, de Palmilla, quien con el apoyo de su familia, de INDAP y de su esfuerzo y perseverancia ha logrado consolidar su emprendimiento.

Actualmente tiene 31 cabras en producción y elabora una variedad de quesos –ahumado, marinados con vino y otros- que tienen gran aceptación en el público.

Con recursos recibidos de INDAP, PDI GORE y aportes propios ha logrado equiparse con una máquina de ordeña portátil, sala de procesos con resolución sanitaria, sala de ordeña caprina y sala de maduración.

El subdirector Luis Bravo indicó que “visitamos un emprendimiento que tiene Manuel Lorca, un productor de Prodesal que tomó la opción y se aventuró en un sistema de producción caprino, donde apoyado por las inversiones de INDAP, PDI GORE y aportes propios ha logrado establecer un plantel caprino de alta especificidad, con un sistema eficiente de producción, el cual le está dando sustento a tres familias de la agricultura campesina”.

Agregó que “es gratificante ver cómo usuarios de la región de O’Higgins  se están esforzando y están adaptando sus sistemas productivos a los nuevos desafíos que nos pone el cambio climático”.