Este lunes 27 de septiembre comenzó el proceso a nivel nacional y regional. Niños y niñas serán inoculados con la vacuna SINOVAC tras aprobación del Instituto de Salud Pública (ISP). Estudiantes recibirán 2 dosis, con un intervalo de 28 días entre cada una, tal como se hace con el resto de la población.

En el vacunatorio del Liceo Comercial Diego Portales de Rancagua, el Seremi de Salud O’Higgins, Pablo Ortiz, en compañía del Alcalde de Rancagua, Juan Ramón Godoy, el Seremi de Educación Felipe Muñoz y el Seremi de Gobierno Alejandro Álvarez, dieron el vamos al proceso de vacunación escolar de niños y niñas entre 6 y 11 años, que busca entregar inmunidad a este grupo etario contra el COVID-19.

“Hoy comenzamos, tanto a nivel nacional como regional, la vacunación Covid-19 a niños entre 6 y 11 años, los que serán inmunizados en sus establecimientos educacionales o en los puntos de vacunación según la realidad comunal. En la región debemos inocular a 81.487 menores y para alcanzar el 80% de cobertura, debemos vacunar a 65.190 niños y niñas en las próximas semanas. Por lo tanto, trabajaremos de forma coordinada y ordenada como lo hemos hecho hasta ahora para llegar a nuestra meta”, afirmó el Seremi de Salud Pablo Ortiz.

El pasado 06 de septiembre el Instituto de Salud Pública (ISP) aprobó el uso de la vacuna SINOVAC para niños de 6 años en adelante, por lo que será ésta la que se aplique al grupo etario seleccionado. Se utilizará en un esquema de 2 dosis, con un intervalo de 28 días entre cada una, tal como se hace con el resto de la población.

En tanto, el alcalde de Rancagua Juan Ramón Godoy señaló que “la comuna concentra la mayor cantidad de menores entre 6 a 11 años de la región. Este avance en la vacunación era un proceso necesario y que estábamos esperando, principalmente para un regreso seguro a clases. Por lo tanto, estamos contentos con el inicio de esta etapa de inoculación”.

En el caso de que el operativo de vacunación se realice en un establecimiento educacional, el colegio enviará un documento con información a los padres o tutores sobre las razones de por qué es importante la inoculación y datos sobre la vacuna que se va a utilizar. Y luego, los padres, deben dejar por escrito en ese documento su autorización para realizar la vacunación.

“Como Ministerio de Educación estamos acompañando al Ministerio de Salud en este proceso que se llevará a cabo de forma exigente. Trabajaremos con los municipios para colocar la mayor cantidad de establecimientos educacionales a disposición de la Autoridad Sanitaria y generar una estrategia que permita abarcar la mayor cantidad de estudiantes y menores. Queremos garantizar seguridad a los padres para que envíen a sus hijos con tranquilidad a clases”, puntualizó el Seremi de Educación Felipe Muñoz.

Cabe destacar que los municipios, a través de sus centros de Atención Primaria de Salud, harán una microplanificación con todos los establecimientos educacionales, y avisarán con anticipación a los padres cuándo vacunarán a sus hijos.