Una exhaustiva revisión del estadio El Teniente, realizaron esta semana autoridades regionales, encabezadas por el Delegado Presidencial de O’Higgins, Ricardo Guzmán y los Seremis del Deporte y Salud, Diego Ramírez y Pablo Ortiz, respectivamente.

Junto a ellos, la delegación también estuvo integrada por representantes de Carabineros y los clubes Universidad de Chile, Audax Italiano y O’Higgins (ejercen localía en la ciudad) todos quienes ya definen sus protocolos para el regreso paulatino del público a los espectáculos del fútbol profesional chileno.

Durante el recorrido, que incluyó la inspección de graderías, servicios higiénicos, camarines y accesos al recinto, el Delegado Presidencial, hizo hincapié en el cumplimiento, «total de las normas que exige la autoridad sanitaria. Debemos ser muy responsables para que haya seguridad absoluta», dijo Guzmán.

Respecto a los aforos solicitados, considerando que Rancagua está en fase 4 de Plan Paso a Paso, O’Higgins pidió el máximo permitido, 3.114 espectadores, al igual que Universidad de Chile. En tanto, Audax Italiano exigió la presencia de 2.184 personas.

En caso de aprobarse los protocolos, Audax Italiano, sería la primera institución de Chile en jugar con público, este viernes 13 de agosto (19:00 horas), frente a Santiago Wanderers.

DEPORTES SANTA CRUZ TAMBIÉN SE LA JUEGA

Hasta la comuna de Santa Cruz, arribó el Seremi del Deporte, Diego Ramírez para conversar con los dirigentes de la institución y conocer los avances del plan, «y están muy bien encaminados. Obviamente hay ciertos detalles que mejorar pero en líneas generales hay conformidad, aunque la decisión final sigue siendo de salud», explica el jefe sectorial.

Deportes Santa Cruz, solicitó un aforo máximo de 873 asistentes para el estadio municipal.