Este martes el presidente Sebastián Piñera entregó la Cuenta Pública 2021 en el Congreso Nacional, la última de su mandato y que estuvo marcada por la pandemia, la Convención Constitucional y el estallido social.

El mandatario realizó varios anuncios importantes. Uno de los más destacados fue el que tiene relación con la petición de urgencia al proyecto de ley de matrimonio igualitario, el que ya está en el Parlamento y que fue firmado por la ex presidenta Michelle Bachelet en 2017.

El mandatario aseguró que “en nuestro primer gobierno impulsamos el Acuerdo de Vida en Pareja. Hoy pienso que debemos profundizar sobre el valor de la libertad, incluyendo la libertad de amar y formar familia con el ser amado, y también el valor de la dignidad de todas las relaciones de amor y de afecto entre dos personas”.

“Pienso que ha llegado el tiempo de garantizar esa libertad y esa dignidad a todas las personas. Pienso que ha llegado el tiempo del matrimonio igualitario en nuestro país”, agregó.

A su vez, Piñera anunció también un proyecto de ley que crea un nuevo Ministerio de Seguridad Pública, separado del actual Ministerio del Interior.

De acuerdo al mandatario, la nueva cartera se especializará “en el resguardo del orden público, la prevención del delito, el combate a la delincuencia, el crimen organizado, el narcotráfico, el terrorismo y la protección de nuestras fronteras“.

El presidente también adelantó la creación de una Fiscalía Especializada en delitos contra los Derechos Humanos, una medida que llega tras los abusos cometidos por uniformados durante el estallido social.

En su discurso, el mandatario destacó que “la adecuada defensa de los DD.HH. requiere de instituciones sólidas y con capacidad para cumplir sus funciones de manera autónoma y eficaz”.

En la instancia además Piñera anunció que se enviará un proyecto de ley para la creación de un Fondo de Salud Extraordinario que buscará financiar, entre otras cosas, la lucha contra el COVID-19 y sus secuelas.

Lo anterior, detalló, tendrá un costo de 4 mil millones de dólares para la inversión en el fortalecimiento de los servicios y cobertura del Hospital Digital, la reducción de las listas de espera, y en especial para las atenciones de salud mental, especialistas y cirugías.

Su visión de la CC

En relación a la Convención Constitucional, el presidente dijo que “la Constitución no debe ser nunca un factor de división. Muy por el contrario, en los países sabios, es siempre el gran marco de unidad, de estabilidad y de proyección de los países y pueblos hacia el futuro”.

“Como ciudadano pienso que en nuestro país deben estar garantizados derechos fundamentales, como el derecho a la vida, incluyendo al que está por nacer, el derecho a una salud y educación de calidad, el derecho a un barrio y vivienda digna, el derecho al trabajo, la previsión social y a la propiedad, y el derecho esencial de acceder al agua”.

El mandatario igualmente se refirió al proyecto de ley de indulto o amnistía a los llamados “presos de la revuelta”, mostrándose en contra y asegurando que “en Chile no hay presos políticos, porque en Chile no hay ninguna persona que esté privada de libertad por sus ideas”.

Por último, Piñera se mostró optimista de cara a la reactivación económica que se espera luego de la crisis por la pandemia, señalando que “quiero compartir con ustedes un mensaje de esperanza. La crisis sanitaria la vamos a superar”.

“Estamos recuperando los trabajos perdidos. Nuestra economía se está poniendo en marcha. Pero mucho más importante, los chilenos tendremos nuevamente la oportunidad de seguir realizando nuestros proyectos de vida y cumpliendo con nuestros sueño”, indicó.