Por primera vez desde el inicio de la pandemia, el jefe de Estado participó del reporte entregado por autoridades sanitarias respecto del COVID-19 en el país. Durante su intervención, hizo un llamado a extremar las medidas sanitarias y a tener paciencia, ya que «protección de la vacuna no es inmediata, pero sí efectiva», manifestó.

Este sábado, en un nuevo balance del Minsal sobre la actual situación del pandemia en el país, se contó por primera vez con la participación del presidente de la República, Sebastián Piñera, quien abordó la crisis sanitaria que el pasado viernes registró su peak con la mayor cantidad de contagios de COVID-19.

En el reporte de hoy que reveló 7.588 nuevos casos de coronavirus y 66 fallecidos a raíz de dicha enfermedad, el jefe de Estado destacó que “en Chile y en gran parte del mundo, estamos enfrentando un grave rebrote de la pandemia”.

“Sabemos que ha sido un año muy difícil y doloroso, y quiero serles muy honesto, los días y semanas que vienen también lo serán”, añadió, ya que “el rebrote de la pandemia ha aumentado el numero de contagiados, y más personas han debido ser hospitalizadas, lo que está exigiendo hasta el límite de sus capacidades al personal y a nuestro sistema de salud”.

Ante esta situación, “como gobierno estamos trabajando sin descanso y haciendo lo humanamente posible para controlar esta pandemia, y para entregar la mayor ayuda y alivio posible a las familias que sin duda lo necesitan”, manifestó Piñera, enfatizando en el aumento de camas críticas y la restricción de movilidad que tiene a 16 millones de ciudadanos y ciudadanas en cuarentena.

Por otro lado, indicó que “pronto empezaremos a observar con más claridad los efectos protectores de esta vacunación masiva”, pero en el intertanto, “estamos comprometidos con seguir fortaleciendo la red de protección social. Ayer empezamos a pagar un nuevo Ingreso Familiar de Emergencia (IFE), y hemos mejorado y extendido este beneficio”.

Respecto a esto último, Piñera agradeció a la Cámara de Diputados por al aprobación de “nuestro proyecto de ley que permite otorgar un nuevo y fortalecido bono de clase media de $500 mil, que podría crecer hasta $750 mil (…), y también aprobó un préstamo solidario de hasta $650 mil que podrá ser solicitado hasta en 3 oportunidades y tendrá muchas facilidades”.

Proceso de vacunación

Al mismo tiempo, el jefe de Estado aseguró que “necesitamos hoy más que nunca el compromiso y el aporte de todos nuestros compatriotas, hasta que hayamos vacunado al 80% de la población. Pero además de la vacunación, todos tenemos que colaborar extremando las precauciones y cuidados personales“.

“Siempre supimos que marzo y abril serían meses muy difíciles, por eso nos esforzamos desde muy temprano en preparar el plan otoño para enfrentar estos duros meses. Pero también tenemos buenas razones para tener fe y esperanza, nuestro sistema de salud ,con un enorme esfuerzo humano y logístico, sigue prestando atención médica a todos los que lo necesitan. Muy exigido, pero sigue cumpliendo”, destacó.

Y que si bien la vacunación de más de seis millones de personas en Chile “todavía no se refleja en los números de contagios, la experiencia internacional muestra que la protección de la vacuna no es inmediata, pero sí efectiva. Y por eso les quiero pedir paciencia“.

Elecciones de abril

Finalmente, y ante el llamado de expertos a aplazar los comicios del 10 y 11 de abril, el presidente Piñera indicó que “hemos tomado medidas para asegurar la protección de salud de los votantes, como por ejemplo la reforma constitucional que permitió hacer esta elección en dos días”.

Pero que aún así, “estamos analizando permanentemente la situación sanitaria”.

“Quiero asegurarles que la decisión el gobierno en materia de elecciones, va a ser oportuna y va a privilegiar siempre la protección de la salud y la vida de todos nuestros compatriotas”, concluyó.