El legendario compositor Armando Manzanero murió este lunes víctima del covid-19, según informó el Presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador. «Tengo que lamentar mucho porque me están informando del fallecimiento de don Armando Manzanero, que es algo muy triste», dijo el Mandatario en su conferencia de prensa matutina.

(Agencias, AFP).- «Percibí como nunca que Armando Manzanero era un hombre del pueblo, por eso lamento mucho su fallecimiento. Un gran compositor, también representante de autores y de compositores de México», expresó el Presidente.

«Le enviamos a sus familiares y amigos, a todos los cantautores, nuestro pésame por esta pérdida tan lamentable para el mundo artístico», concluyó López Obrador, quien hizo reproducir la canción «Adoro» de Manzanero para concluir su encuentro con los medios.

El artista se encontraba internado en un hospital privado desde el pasado 17 de diciembre y cinco días después fue intubado para ayudarlo en su recuperación. En esa oportunidad, su familia explicó que los médicos habían tomado la decisión ya que el músico sufría de un agotamiento físico debido a un excesivo uso del celular.

Ayer, en tanto, sus más cercanos informaron que Manzanero seguiría intubado ya que aunque requería de un nivel mínimo de oxígeno, sus riñones estaban delicados. «Se inicia una limpieza de sangre durante 72 horas», señalaron en un comunicado.

De hecho, Laura Blum, su manager confirmó que el deceso del músico se debió a complicaciones renales. La representante informó que los restos de Manzanero serán cremados y trasladados a Mérida, su ciudad natal.

Calificado hasta hoy como «el más importante compositor vivo de la música mexicana», la trayectoria de Manzanero se extendió por 70 años, durante los que se alzó con un Grammy a la Trayectoria artística (2014), grabó decenas de discos, musicalizó numerosas películas y escribió más de 600 canciones, tales como «Somos novios», «Esta tarde vi llover», «Contigo aprendí» y «Voy a apagar la luz».

Nacido el 7 de diciembre de 1935, a los 8 años ingresó a la escuela de Bellas Artes; a los 15 compuso «Nunca en el mundo» y a los 21 inició su carrera como director musical en una compañía discográfica, recordó El Universal.

Su primer álbum como solista lo grabó en la década de los ’50 y en 1993 fue reconocido con el Premio a la Excelencia por parte de la revista Billboard.

También fue nominado a dos premios Ariel del cine mexicano por sus composiciones en las películas «Juego limpio» y «Alta tensión». Además actuó en «Somos novios», «Cándido Pérez, especialista en señoras» y «Cándido de día, Pérez de noche».

La última aparición pública de Manzanero, quien era presidente de la Sociedad Autores y Compositores de México, fue el pasado 11 de diciembre, durante la inauguración del Museo Casa Manzanero en Mérida.