El diputado Raúl Soto valoró el aumento del ingreso per cápita a 8 mil pesos como solicitó la oposición y los gremios de salud.

La Cámara de Diputados aprobó y despachó al Senado el presupuesto 2021, tras largas jornadas de votación y negociaciones que lograron coordinar el aumento del per cápita basal a 8 mil pesos en salud primaria, lo que implica una mayor inversión en materia de salud para beneficiarios del sistema público.

El diputado por el distrito 15, Raúl Soto, valoró los acuerdos logrados junto a la oposición y agradeció principalmente a los gremios de salud que “lucharon y se movilizaron por este objetivo, particularmente la Confusam”, a quien dedicó un reconocimiento a través del presidente regional de O’Higgins, Alex Ramírez, por el “trabajo realizado en conjunto”.

Asimismo, explicó los alcances del aumento de per cápita en materia de salud y señaló que: “esto es el aporte que el Estado hace por cada beneficiario que se atiende en los Cesfam y en los consultorios a lo largo del país. Actualmente está a $7.200 y el Gobierno ofrecía $162 adicionales, en el primer trámite llegamos a los $7.800 y finalmente se alcanzan los $8.000 per cápita que pedía la oposición y los gremios de salud”.

Finalmente, Soto fue enfático en afirmar que muchas veces se tilda a la oposición de “obstruccionistas cuando rechazamos propuestas insuficientes o malas del Gobierno, pero lo de hoy es una prueba fehaciente de que esa postura política coordinada y ese trabajo de la oposición logra grandes cosas y permite que se realicen grandes acuerdos”.