La medida busca tener un mayor control de las personas que diariamente transitan por Machalí y así evitar la propagación de la pandemia.

Hasta las dependencias de la Intendencia Regional, llegaron el alcalde José Miguel Urrutia junto con los concejales Héctor Labbé, Doris Valdivia, Gonzalo López, Katherine Ruiz y Marco Moreno, para solicitar personalmente a las autoridades regionales la instalación de un cordón sanitario en la entrada de Machalí.

Petición que se origina en el aumento de contagios que, hasta el domingo sumaban seis, transformando a Machalí en la comuna con mayor número de personas con Coronavirus COVID-19 en la Región de O’Higgins.

“Somos la comuna que posee mayor número de contagio, sin embargo, aún estamos a tiempo de llevar a cabo estas medidas que buscan resguardar la salud de nuestros vecinos, considerando que Machalí es una comuna dormitorios donde las personas deben trasladarse a Rancagua o Santiago, entre otras ciudades, por motivos de trabajo”, sostuvo José Miguel Urrutia.

A esto se suma la solicitud que efectuó el alcalde Urrutia para que las autoridades de salud entreguen más información sobre los lugares donde residen las personas afectadas con esta pandemia. Con la finalidad de que el municipio pueda efectuar sanitizaciones y promoción de acciones de prevención entre los vecinos que residen en el sector.

Por último, las autoridades machalinas pidieron una mayor participación de Carabineros en la entrega de medidas de prevención entre la comunidad y, sobre todo, en la fiscalización del comercio local