El presidente de la Corte Suprema, Guillermo Silva y el ministro del máximo tribunal de justicia del país, Carlos Aránguiz, recibieron la visita protocolar  del presidente de la Corte de Apelaciones de Rancagua, Jorge Fernández, cita donde abordó el tema de los dos cargos vacantes de ministros del tribunal de alzada.

“Además de entregarle un saludo protocolar al presidente de la Corte Suprema y al ministro Carlos Aránguiz, el propósito de la reunión fue para solicitar la cooperación de la Excelentísima Corte para proveer los cargos vacantes de ministros y poder así completar la dotación para seguir trabajando intensamente con los números azules que nos dejó la presidencia anterior y no decaer en ese sentido”, señaló el ministro Fernández.

El presidente de la Corte de Rancagua agregó que la respuesta fue “muy positiva, ya que ambos ministros supremos se comprometieron en llevar el tema al pleno para ver el nombramiento lo antes posible y ver la confección de las ternas correspondientes para proveer los cargos vacantes“. Estos guardan relación al de los exministros del tribunal de alzada Emilio Elgueta y Marcelo Vásquez.

El presidente Fernández precisó que el cargo del fallecido exministro Marcelo Albornoz “la terna ya está en el Ministerio de Justicia por lo que escapa de la judicatura del Poder Judicial”.