El pleno del máximo tribunal adoptó la medida luego de calificar la situación ocurrida como «gravísima» e «insólita». 

El vocero de la Corte Suprema, Lamberto Cisternas, informó este jueves que los ministros de la Corte de Apelaciones de Rancagua, Marcelo Albornoz y Marcelo Vásquez, fueron suspendidos de sus funciones por cuatro meses, en medio de la investigación por tráfico de influencias en ese tribunal.

Ellos se suman al también ya suspendido Emilio Elgueta.

Asimismo, el portavoz comunicó que el pleno extraordinario del máximo tribunal determinó la ampliación del plazo de indagatoria que lleva a cabo la jueza Rosa Maria Maggi, con el objetivo de aclarar los hechos que la instancia calificó como «gravísimos» e «insólitos».

«Esta investigación ha sido ampliada, analizado por el pleno la situación y circunstancias de que los cargos son muy graves, sobre todo si se confirman, constituyen ese momento una situación de mucha gravedad», explicó.

Cisternas destacó que ante estos hechos «el Poder Judicial quiere reaccionar con la máxima fuerza (…) pero quiere hacerlo con calma y prudencia para no afectar el derecho a la defensa y presunción de inocencia».

Según el magistrado, el pleno consideró como «insólito, grave, extraño y pocas veces visto estas irregularidades». Consultado sobre por qué se decidió la ampliación de la investigación, el juez explicó que «el fundamento de esto es doble».

«Hay otros hechos que podrían ser constitutivos y otras personas involucradas. Es posible que puedan aparecer otros funcionarios vinculados a estas mismas irregularidades», indicó.

Asimismo, Cisternas no descartó que haya más suspensiones si surgieran otros antecedentes. Afirmó que la Suprema busca “actuar con la máxima fuerza y energía contra estos hechos que, de confirmarse, serían de extraordinaria gravedad e insólitos en el Poder Judicial”.

Sin embargo, dijo querer hacerlo “con calma y prudencia para no afectar el derecho a la defensa y a la presunción de inocencia de las personas que se vean involucradas en esta situación”.

La decisión fue tomada durante el pleno extraordinario convocado por el presidente subrogante de la Corte Suprema, Sergio Muñoz, el cual se efectuó para abordar una eventual intervención en la jurisdicción de Rancagua, a raíz de las investigaciones que se han abierto por delitos relacionados con la corrupción contra los tres ministros.

Adicionalmente, el fiscal Raúl Guzmán, quien investiga al juez Vásquez, confirmó que ya le tomó declaración en calidad de imputado por negociación incompatible.

Por otro lado, según fuentes de BioBioChile, el ministro Elgueta no se presentó al interrogatorio al que había sido citado, excusándose.