En total, son 142 kilómetros de extensión desde el cruce con la Ruta 5 Sur, en el sector de Pelequén, terminando en el camino de acceso al puerto de San Antonio.

El Ministerio de Obras Públicas comprometió la adjudicación del proceso de licitación para la Carretera de la Fruta en enero del 2019, mes en el que se espera entregar los trabajos a las empresas que postulen para la ruta que conecta San Antonio con la región de O’Higgins.

El senador de Renovación Nacional, Francisco Chahuán, presente en una reunión con el ministro de la cartera, Juan Andrés Fontaine, confirmó los plazos de avance de la iniciativa, recalcando que los trabajos tienen como fecha límite comenzar en febrero del 2020.

El anuncio de la construcción del Puerto a Gran Escala (PGE) de San Antonio, apresura la necesidad de mejorar la conectividad y el acceso de los camiones de carga al puerto, además de trabajar en las condiciones de seguridad de la ruta que ha generado varios accidentes.

El alcalde de San Antonio, Omar Vera, valoró el compromiso del Ministerio de Obras Públicas, pero a la vez criticó el atraso de más de dos años en adjudicar los trabajos, considerando que por el centro de San Antonio y Santo Domingo transitan camiones de alto tonelaje.

En esa misma línea, Vera pidió que la iniciativa no se siga postergando, puesto que es clave para el desarrollo del megapuerto y la vialidad de la zona.

El retraso más importante que tuvo la iniciativa fue porque desde la Municipalidad de Pichidegua -comuna que forma parte de la carretera- reclamaron que el diseño pasaba por un lugar céntrico de su ciudad, por lo que se tuvo que generar otro.

Las empresas que quieran adjudicarse los trabajos tienen hasta el 27 de diciembre para postular en el sistema de Mercado Público. Entre las obras a la carretera hortofrutícola, se considera el mejoramiento de estructuras, pavimentaciones, terceras pistas en algunos tramos, señalización, iluminaciones, ciclovías y plazas de peaje.