Veintidós usuarias fueron certificadas luego de participar en el programa que desarrolló FOSIS O’Higgins, en alianza con el municipio de Rancagua, instancia que de paso relevó la conmemoración del Día de la Erradicación de la Pobreza.

De acuerdo con la última encuesta Casen, las mujeres son más pobres que los hombres. Sus condiciones de vulnerabilidad están determinadas por diferentes elementos, como el acceso al trabajo, la salud, educación; su rol como jefas de hogar que las convierte en las principales cuidadoras de los hijos, aunque no sólo eso, además, cuidan a adultos mayores y personas en situación de discapacidad de sus familias. De los programas del Fondo de Solidaridad e Inversión Social, FOSIS, son usuarias mayoritarias.

En este contexto el programa Educación Financiera de FOSIS, tiene una instancia especial para ellas. La iniciativa enseña el manejo efectivo del dinero, la importancia del ahorro e inversión y cómo evitar el sobreendeudamiento, de manera que las personas cuenten con herramientas que les permitan tomar decisiones informadas para no agravar su situación de vulnerabilidad, posibilitando un adecuado uso de los instrumentos financieros a los que tienen acceso.​

Este año en la Región, se han desarrollado a lo menos tres proyectos de educación financiera dirigidos a jefas de hogar, proyectos que se han ejecutado en alianza con municipios, lo que ha permitido focalizar de manera más óptima el programa.

Recientemente, en la comuna de Rancagua, mujeres del programa Jefas de Hogar del municipio local culminó su participación en uno de estos cursos de capacitación, recibiendo su certificado de manos del Director Regional de FOSIS O’Higgins, Guido Carreño Reyes; y de la Gobernadora de la Provincia de Cachapoal, Ivón Mangelsdorff.

El Director Regional señaló sobre esta iniciativa que la pobreza generalmente tiene rostro de mujer, “porque como servicio somos testigos día a día de las condiciones de vulnerabilidad que ellas enfrentan, pero también vemos su esfuerzo y deseo por superar estas condiciones y sacar adelante a sus familias y es ahí donde nosotros tomamos la responsabilidad de ofrecerles oportunidades de desarrollo, de capacitación y entregarles acompañamiento, para apoyarlas en su propósito por mejorar sus vidas”.

“Hoy felicitamos a estas 22 jefas de hogar de Rancagua que participaron en el programa Educación Financiera y sabemos que desde ya están mejor preparadas para seguir luchando día a día, con nuevos conocimientos y herramientas que, sabemos, van a ocupar en manejar aún mejor la economía de sus hogares”.

La Gobernadora de Cachapoal, presente en la actividad, manifestó al respecto: “queremos felicitar a las jefas de hogar. Esta certificación da muestra que el Gobierno del Presidente Sebastián Piñera está pendiente de la capacitación y de la entrega de conocimientos, en este caso, para una mejor administración de los recursos que se manejan al interior del hogar. Destacar la iniciativa del FOSIS, que apunta a aquellas mujeres interesadas en adquirir nuevos contenidos y de aprender, ya que con esto podrán entregar un mejor pasar y bienestar a sus familias”.

“SÉ QUE YA NO TENGO QUE GUARDAR LA PLATA EN EL COLCHÓN”

“Aprendimos a desenvolvernos mejor”, “Sé que ya no tengo que guardar la plata en el colchón”, “Aprendí a separar los presupuestos”, “sé que desde ahora debo ahorrar, planificar e informarme” son algunas de las impresiones de las usuarias del programa Educación Financiera para jefas de hogar realizado en Rancagua.

Isabel, por ejemplo, señaló que desde hace un año se dedica a la venta de plantas: “empecé de la nada y he ido creciendo. Ahora estoy feliz de tener estos nuevos conocimientos. Aprendí, por ejemplo, a comprar y exigir mis derechos como consumidora”, señaló.

El programa Educación Financiera está dirigido a un público transversal. De hecho, también se desarrolla con niños en colegios y con jóvenes y emprendedores de todas las edades.

La certificación de las usuarias se enmarca, además, en la conmemoración del Día de la Erradicación de la Pobreza, instancia en que FOSIS ha querido relevar la importancia de la innovación social en la lucha contra la pobreza y desigualdad en Chile.